Evolución de nuestro patio

Hace unos años el pasillo lateral de nuestro apartamento, en la planta baja de un edificio de 3 plantas en Bayamo, era un camino de acceso público por el que atravesaban los vecinos para acortar camino.

Cuando esto comenzó a afectar nuestra privacidad y tanto de día, como de noche y de madrugada, nos propusimos hacer de ese espacio sin uso un jardín lateral que impidiera el acceso a extraños y de paso aplacara el polvo y el ruido.

No sabemos mucho de jardinería, ni de tierras, ni de abonos… tampoco tenemos mucho tiempo para cuidar las plantas. Así que tiramos semillas aquí y allá, arrancamos lo que no nos gestaba, después sembramos plátanos y fruta bombas… con el tiempo el pasillo se fue llenando de plantas útiles y también de vida: mariposas, abejas, escarabajos, aves…

El patio lateral ahora es un lugar fresco en el que nos podemos sentar a conversar y nos da una tranquila vista por la ventana. De él ya hemos recogido muchos frutos: Frijoles de 3 diferentes especies, pepinillos, guineos, fruta bomba, calabazas, melones y ya crecen 3 matas de guayaba.

Les pongo unas fotos de cómo ha ido evolucionando desde cuando era un camino vecinal hasta la actualidad.

5 Replies to “Evolución de nuestro patio”

  1. Exelente blog amigo Jose Eugenio, cada cronica suya es una deliciosa aventura sobre la naturaleza que nos rodea y a veces dejamos pasar inapercibida por los avatares del dia a dia. Muchas felicidades y gracias por permitirnos compartir tan bonitas vivencias que estimulan a cuidar nuestro entorno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*